6.2.08

Gran Banano

Yoleíhu inaugura un nuevo ciclo televisivo, y esta vez toma un concepto viejo y lo recicla para el deleite de las abuelas al pedo. En este caso, pasamos del Reality Show al... Surreality Show!

Siendo el primer programa en el que las cosas no tienen sentido. Se encierra a 20 chabones y chabonetas en una casa y se les presentan situaciones locas. Un par de stills del piloto:

En lugar de un Jorge Rial hay una banana gigante que flota por el living, y todos los días en lugar de ver a Jorge en un TV se sientan a ver a la banana (el Gran Banano) con verdadero interés, en silencio, por si algun día articula una palabra.
La banana, por supuesto, no tiene ninguna clase de inteligencia, y a menudo se choca con las lámparas y los concursantes. En este punto específico no se diferencia de Jorge Rial.

Aquí vemos una típica reunión de muchachos. Algunos tienen la cabeza como un canelón porque se les infla de escuchar el pitido agudo que se reproduce indefinidamente en la casa (los otros simplemente no lo procesan). Una de sus actividades favoritas es arrojarse fisicoculturistas en miniatura, como está haciendo aquí Tomás.

En esta foto Latania (Natalia se llama en realidad pero no sabe escribir la N mayuscula) toma sol porque segun ella es bueno para la menstruación (???), mientras el piano se ventila boca arriba. El piano es la mascota. Latania tiene las tetas caídas pero eso no es producto del surrealismo sino del esfuerzo intelectual que fue necesario para ponerse los lentes de sol.

Julián se despierta con un brazo de pie de atleta y una mano de cortaplumas y amenaza a todos con hacerles una circunsición con su meñique-tijerita. Hay otro elemento surreal en la escena, a ver si adivinan cual es.

De vez en cuando, Gran Banano convoca a los huéspedes a la sala esta, donde se les intuba el ano y un brazo robótico extrae cuidadosamente los residuos de vidrio que pueden haber ingerido por accidente. Ellos no sienten nada por que su atención está puesta en un muñeco en miniatura de David Hasselhoff.

Esperamos lanzar este show antes de que colapsen por el pitido constante (que no es ni más ni menos que Schubert, pero como no es cumbia ellos sólo registran un pitido).

Ah y el elemento surrealista en la antepenúltima pic es la boina de Horacio. ¡Es horrible!

3 comentarios:

guillote dijo...

jajajajajaj buenisimo, me encanto gran banano ahora no me pierdo nunca...

(Natalia se llama en realidad pero no sabe escribir la N mayuscula) jajaja


saludos

SDU-7 dijo...

Che, hay que tener cuidado, ese surreality show puede volverse peligroso, tanto para los participantes, como para los televidentes.
Mira si se quedan sin provisiones y se tienen que comer la banana... o se tientan de sus propias cabezas de canelones!
Ah, a proposito: no era que no se podian llevar mascotas al programa?

en fin... zarpadisimo tu blog, date una vuelta por el mio que es tremendamente choto.
sdu7-utn.blogspot.com

Wet Biscuit McGlee dijo...

quiero un piano mascota.

pero ya.


asi ahora.



mira, deje de escribir con mayusculas.